divendres, 14 de desembre de 2007

Desconfiemos de la regidora del distrito


La regidora del distrito de Ciutat Vella pretende desviar el foco sobre el ayuntamiento llamando al enfrentamiento con los agentes económicos de la Barceloneta y abriendo un proceso participativo de dudosa eficacia.

No acabo de entender la actitud de la regidora. He leído un comentario suyo llamando al incivismo que me asusta, dice: “El fet que molts ciutadans i ciutadanes lluiten més contra la administració que contra el mercat, a mi em preocupa, es dir que les agencies que estan llogant apartament turístics a La Barceloneta estiguin obrin cada dia les seves portes i que no passi res, cosa que em sembla bé, però que allà no passi res, però que allà no hi hagin pancartes, que allà que no hi hagi una expressió ciutadana en contra i en canvi en la audiència publica si, a mi em preocupa. No se si tenim be delimitat l'enemic".

Creo que declarar enemigos, de entrada, no es una actitud responsable y menos aún viniendo desde un cargo público. Hace tiempo que vivimos en una sociedad dónde quien debe decidir sobre si una empresa debe o no abrir sus puertas es un órgano regulador, en este caso el ayuntamiento, y no los propios ciudadanos.

Yo no estoy en contra ni de inmobiliarias ni de agencias de ningún tipo, estoy claramente en contra del ayuntamiento, que es quien debe regular las actividades económicas en nuestra ciudad.

Mi desconfianza crece cuando revisas casos como los del "Forat de la Vergonya" que te dan una idea de cómo actúa el distrito de Ciutat Vella. Todos sabéis del triste fin de este proyecto surgido de la participación ciudadana real. Aquí también el ayto abrió un proceso de participación ciudadana a su estilo. Si leéis esta denuncia sobre el proyecto participativo para la ordenación del forat de la vergonya, veréis porqué desconfío tanto

Este otro articulo también es ilustrativo de por dónde va nuestro ayto

Mucho me temo que nuestro problema no son los apartamentos turísticos ni las inmobiliarias, que no han contribuido más en la Barceloneta que en otras partes a la subida de los precios, sino el proyecto que para nuestro barrio tengan en algún despacho del distrito, algo grande, como sólo el ayto de Barcelona sabe hacer.
Desconfiemos mucho, por favor. Y nunca dudemos de que nuestro objetivo es el ayuntamiento.

Rebeca

2 comentaris:

NO a la especulación ha dit...

Yo sí creo que las inmobiliarias y las personas que alquilan sus viviendas son parte del problema. Evidentemente, el ayuntamiento es el que propicia todo este entramado. Pero quitar la responsabilidad a toda esta panda de ladron@s no es una buena idea. Más regulación y menos especulación. Por otra parte, felicidades por el artículo y te animo a que sigas haciendo más.

ratolí enfurismat ha dit...

El dia que l'Ajuntament hagi tancat un sol dels apartaments turístics ilegals (hauria de tancar-los tots obviament) la Sra. Regidora podrà parlar sobre el tema sense que a els que els patim ens sentim ofessos.
Si us plau, yba mica de dignitat, senyora regidora.

Ratolí enfurismat