dissabte, 3 de maig de 2008

Llei de Barris

De la cinquena convocatòria de la llei de barris van escriure ahir els diferents diaris: El Punt, El Periódico, el ABC.

Propostes de la Plataforma en Defensa de la Barceloneta i AAVV de l’Òstia a la llei de barris

La Barceloneta habla y decide: Llei de barris

Presentación

Como tienen conocimiento, los días 26-27 de marzo, realizamos unas jornadas de participación auto-organizada para discutir el “plan de ascensores” con expertos/as invitados/as en diferentes áreas y visibilizar los actuales impactos “especulativos” del plan y el futuro incierto del barrio, si no se rectifican en este documento las incongruencias entre los objetivos del plan y los mecanismos utilizados. A diferentes niveles, se puede interpretar como una operación urbanística de alta especulación con una justificación social correcta, como es mejorar la calidad de vida de la gente mayor.

Las jornadas contaron con una amplia participación, por lo que creemos que las inquietudes y temas que surgieron en ellas deberían recogerse en el proyecto de la llei de barris, así como potenciar que continuen creándose este tipo de encuentros independientes y autoorganizados.

Ahora, a la vista de la llei de barris cabe preguntarnos cómo aumentará este financiamiento las expectativas inmobiliarias de los inversores en el barrio y propietarios verticales (equivalente al 55% de la propiedad)[1].

En las dos reuniones que se han mantenido con las técnicas del Ayuntamiento sobre la llei de barris, se manifestó reiteradamente la necesidad de tener un marco real de discusión de los proyectos que financiara esta ley. En este momento nos sentimos fuera del espacio de la toma de decisiones, ya que hasta el momento los proyectos no se han presentado y discutido. La presentación programada se realilzará esta semana, el día 17 de abril, cuatro días antes de la presentación del proyecto. Es evidente que deja un nulo espacio para su discusión y retroalimentación. En este contexto, el conjunto de proyectos prioritarios que sean considerados como válidos para presentar el 23 de abril no tendrán el debido consenso de todos los actores de barrio y su concreción inevitable deberá realizarse en otros términos en los próximos cuatro años, ya que se trata de una situación determinante para el futuro de la Barceloneta. Por lo tanto, entendemos las reuniones mantenidas con los técnicos del Ayuntamiento como meras consultas, pero nunca como un espacio de participación y decisión.

Ante la situación de “dilación institucional para presentar los proyectos” destacamos la necesidad de que la llei de barris considere como prioridad la consolidación de mecanismos integrales que frenen el proceso de especulación acelerada que vive y vivirá el barrio, producto de la expectativa generada a través de la inversión institucional y la vulnerabilidad actual de sus habitantes ante cada nuevo proceso de planificación urbana y de reforma.
En este sentido, muchas de nuestras propuestas están orientadas a conseguir una mayor regulación y control por parte de la administración de las dinámicas del mercado inmobiliario.

Desde el ayuntamiento se manifiesta la voluntad de sumar a la Barceloneta a la Ley de Barrios por sus características urbanas y sociales. Debemos recordar que el objetivo primordial de esta inversión es la inclusión social y lucha contra la pobreza, en este sentido los proyectos prioritarios subvencionados deberán ser consecuentes con dichos objetivos, utilizando el mayor porcentaje de esta inversión a desarrollar proyectos y políticas de atención a los más vulnerables del barrio (personas mayores, mujeres, niños/as, personas inmigradas), especialmente la protección a las/os inquilinas/os que son los más vulnerables ante el mobbing y silenciados en la transformación del barrio.

Sobre todo nos preocupa que puedan ser financiados proyectos para la re-estructuración económica del barrio, como ejes comerciales que benefician intereses particulares y minoritarios (no colectivos o comunitarios), y al comercio de “marca”, desde un modelo turístico intensivo y que no contemple las propias dinámicas de desempleo del barrio; lo que fomenta es más exclusión y pobreza.

Ante la incertidumbre de este proceso solicitamos:

- Ampliar el plazo de aprobación de los proyectos para que sean debidamente discutidos. Que el Ayuntamiento se comprometa a solicitar una prórroga a la Generalitat, asumiendo su escasa capacidad de integración de las diferentes voces del barrio. En el caso de que esto no sea posible, presentarse el año que viene.

- La incorporación de nuestras solicitudes a los proyectos financiados por la Ley de Barrios que a continuación detallamos.

- El compromiso, por parte del Ayuntamiento, de llevar a cabo los proyectos con una orientación social y de protección de los/as vecinos/as, aun cuando la Generalitat no los apruebe en la Llei de barris, pricipalmente de aquellas propuestas y medidas que se incluyen en los objetivos que debe cumplir la llei de barris.


[u]Principios y objetivos del proyecto de la llei de barris para La Barceloneta

A) Planeamiento urbanístico
[/u]
1. Plan de los ascensores. Consideramos que una acción prioritaria es la anulación y, en su defecto, revisión a detalle de la modificació del PGM (expediente B0881) aprobada el 2007, conocida como “El plan de ascensors”. Ámbito de actuación, alternativas arquitectónicas, instrumentos urbanísticos y mecanismos de decisión que incluyan la voz de los/as vecinos/as de alquiler. La revisión de los planeamientos y el proyecto de la llei de barris deben servir como paliativos de la grave situación inmobiliaria en la que se encuentra el barrio, fruto del planeamiento urbanístico vigente.

En este sentido, a continuación se detallan una serie de medidas que tendrían que aplicarse al margen de su subvención o no por la llei de barris, y que resultan absolutamente necesarias para la mejora real y efectiva del barrio a favor de sus vecinos/as residentes, principalmente aquellos con escasos recursos económicos.
Estas medidas ejemplifican el talante que han de tener las actuaciones e intervenciones que se realicen en el barrio de La Barceloneta.

2. Edificios en proceso ruinoso. Obligar a los propietarios que están dejando degradar los edificios (c/Sevilla 65, C/Atlántida 67, c/Pontevedra 49 serían unos poco ejemplos) a cumplir con la normativa de mantenimiento del edificio. En los casos en que esta degradación vaya unida a procesos de acoso inmobiliario -incluso en su estado más incipiente- aplicar la ejecución subsidiaria de obras por parte del Ayuntamiento, sanciones y en su caso la expropiación con el mantenimiento de las condiciones del contrato, así como la destinación el uso, por parte del Ayuntamiento, de los apartamentos vacíos si los hubiera para la promoción de vivienda social accesible en régimen de alquiler. [2] Desarrollar una política que priorice la movilización de vivienda vacía y la rehabilitación sobre la construcción y que sea compatible, en todo caso, con el respeto a los derechos medioambientales.

3. Edificios vacíos. Identificar zonas vacías y en proceso de “vaciado” para sustitución turística o de alto nivel adquisitivo, en estos casos se deberán aplicar medidas integrales contra la especulación: expropiación, aplicación del tanteo y retracto y, en el caso de que se destinen a vivienda, repetir las condiciones anteriormente citadas: vivienda social accesible en régimen de alquiler 100% cuota de barrio o personas con voluntad de permanencia en el barrio[3].

4. Apartamentos turísticos. Suspensión de licencias de apartamentos turísticos. Al margen de la aplicación de la nueva normativa contra los apartamentos turísticos, cabe distinguir entre las agencias y empresas y el pequeño propietario. En el primer caso: obligar a estas agencias (come2bcn.com, arts apartments s.l., barceloneta 03 S.L...) a sacar el 100% de los pisos al mercado de alquiler modelo vivienda social accesible y 100% cuota de barrio o personas con voluntad de permanencia.

Plan especial de control.

Moratoria total en la concesión de licencias, incluidas las demandadas con anterioridad al 2006.

5. Hoteles: no dar ninguna licencia para construir o abrir nuevos hoteles

6. Plan de usos y actividades. Suspensión de nuevas licencias comerciales. Medidas de apoyo y protección al pequeño comercio y oficios tradicionales. Para que la llei de barris resulte beneficiosa para los/as vecinos/as del barrio, sería necesaria una revisión colectiva del plan de usos y su adaptación a un modelo de barrio sostenible y no dependiente del turismo.

7. Terrazas. Ninguna concesión más de terrazas para restauradores o cualquier actividad que suponga una privatización del espacio público, poniendo especial énfasis en que esto no se produzca en la plaza de la Repla, ni en las calles peatonales.

8. Patrimonio. Protección de edificios emblemáticos de la Barceloneta y revisión del catálago con la ayuda de técnicas/os expertas/os en la materia e independientes.

B) Vivienda

Este apartado resulta de especial interés e importancia por tratarse de un derecho fundamental actualmente en manos del mercado inmobiliario. Dado que la satisfacción y garantía de los derechos –principalmente los fundamentales- ha de ser competencia de la administración y es obligación de ésta velar por ellos, consideramos que resulta absolutamente necesaria una implicación directa de la administración en la consecución y satisfacción de este derecho; adoptando para ello, en los casos pertinentes, nuevas medidas y formas de control frente al mercado inmobiliario.

9. Evitar los desalojos por motivos económicos

10. Hacer un censo actualizado de las personas mayores que viven en edificios sin ascensor.

11. Producir indicadores actualizados y mecanismos de registro e inspección que permitan identificar situaciones graves de vulneración del derecho a la vivienda así como los responsables de dichas vulneraciones, con total transparencia y acceso a estos datos por parte de las entidades y personas del barrio.

12. En todas las intervenciones que impliquen una recolocación de vecinos/as, ésta se deberá llevar a cabo necesariamente en el barrio, ello implica establecer una reserva de viviendas públicas con esta finalidad en las intervenciones previstas. Mantener el 100% de régimen de alquiler, excepto cuando se trate de personas propietarias, situaciones que será necesario estudiar caso por caso.

13. Moratoria en la concesión de licencias para oficinas inmobiliarias, promotoras, constructoras o agencias inmobiliarias.

14. Fomentar los modelos de cooperativa de cesión de uso (principalmente enfocado a vivienda para jóvenes) con transparencia en los datos, adjudicaciones, formación de grupos....

C). Equipamientos

Los equipamientos no sólo satisfacen necesidades de las personas de La Barcelonesa, sino que también tienen la función de articular redes sociales e implementar la calidad de vida de los/as vecinos/as; así como de satisfacer el derecho a la ciudad y a un nivel de vida adecuado. Por ello, es necesario que los equipamientos y su gestión tengan un funcionamiento saneado.

15. Políticas de uso del equipamiento. Las entidades que reciban una subvención pública deberán cumplir criterios de gestión pública, transparencia en las cuentas, garantizar la equidad en el acceso gratuito o dar sus servicios a un precio asequible para las personas tendidas en función de las características del servicio prestado y garantizar la calidad de la ocupación a las trabajadoras y trabajadores.

16. Garantizar que los equipamientos deportivos del propiedad municipal mantienen políticas de precios sociales, con becas y ayudas específicas paras las personas que lo requieran. Establecer en los pliegos de concesión criterios que garanticen el compromiso social con proyectos sociales, educativos o vecinales del barrio y que practican políticas de igualdad de género y de no discriminación.


Proyectos
A.Límites del barrio.

Para aplicar el financiamiento de la Ley de barrios, evitando un desvío excesivo hacia ejes comerciales en, detrimento de la mejora de la calidad de vida de las personas es importante sólo considerar el límite histórico de la Barceloneta: Paseo Joan de Borbón, c/Dr. Aiguader, c/ Ramón Trías Fargas y el mar. En todo caso, la zona, hasta ahora situada en tierra de nadie, entre Dr. Aiguader i Pla de Palau, requerriría un estudio específico de las situaciones habitacionales y un plan de usos tendente a diversificar la oferta comercial y a integrar el que será un espacio habitacional de nueva creación con oferta de comercio de proximidad y permeabilidad de la zona hacia el Casc Antic. No obstante consideramos que esta zona requiere de una intervención específica que incorpore al proceso participativo las y los vecinos/as y comerciantes y que abra espacios de información y debate sobre el planeamiento de la antigua estación de Rodalies.

B) Vivienda

1. Poner fecha a las obras pendientes: antiguo edificio de Miles de Viviendas (caserna) y antigua AVV (marqués de la Quadra).
En todas estas intervenciones dedicar 100% a cuota de barrio y/o personas con voluntad de permanencia, y dar prioridad a las personas que viven en pisos sin ascensor y tienen problemas de movilidad.

2. Dar las ayudas pertinentes para la instalación de ascensores en los edificios que lo permiten con exhaustivo estudio y seguimiento del tipo de propietarios implicados en la reforma y del mantenimiento de las condiciones de los contratos de alquiler. Tutelar a las y los inquilinos para que no se cometan abusos en las revisiones de los alquileres.

B.1)
3. Vivienda para mayores. Habilitar plantas bajas para ancianos, apoyo a la integración con otros servicios de atención. Adquisición por parte del Ayuntamiento de odas las plantas bajas en desuso o infrautilizadas para habilitarlas para las personas con problemas de movilidad.

4. Expropiación. Obtención de suelo para vivienda social accesible en régimen de alquiler para mayores, a partir de medidas expropiatorias. Sobre todo, de aquellos edificios o locales en los que los propietarios practican el mobbing, y/o que incumplen las normas de mantenimiento.

5. Tanteo y retracto. Declarar la Barceloneta como zona preferente de tanteo y retracto. Ampliar el presupuesto destinado al tanteo y retracto. Hacer pública toda información a este respecto, en el caso de la adquisición de edificios vacíos: abrir un proceso de discusión vinculante con los/as vecinos/as del barrio para decidir a qué se tiene que destinar el edificio adquirido.

6. Protección a las/os inquilinas/os. Medidas especiales de protección a las personas inquilinos que habiten una finca rehabilitada, en régimen de alquiler. Diseñar mecanismos jurídicos de control. Garantizar las condiciones de los/as vecinos/as de rentas antiguas.
En el caso de destinar ayudas a la rehabilitación de fachadas, hacerlo sólo en cuando los propietarios que reciben las ayudas se comprometan a mantener las condiciones de los contratos de alquiler, no alquilar por días, semanas (turismo), y renovar los contratos LAU por el plazo de 10 años más aplicando únicamente la subida del IPC.

7. Mobbing. Intensificar el trabajo de proximidad para detectar los casos de mobbing. Aplicar las medidas anteriormente citadas: expropiación de los edificios, sanciones. En una primera fase: personación de la administración en las denuncias presentadas por mobbing, asesoramiento jurídico gratuito y formado para las víctimas.
Evitar los procesos de mediación infértiles, y perseguir la vulneración de un derecho fundamental como es la vivienda.

8. Reconvertir la actual oficina d’habitatge en una oficina operativa y con personal capacitado dirigida a recoger denuncias relativas al mobbing, acompañar y asesorar a las personas afectadas, junto con la colaboración de los grupos y entidades vecinales del barrio.


C). Equipamientos

Actualmente en el barrio se localizan un conjunto de edificios vacíos que pueden ser utilizados para cubrir las múltiples necesidades sociales de los diferentes colectivos del barrio: personas mayores, mujeres, jóvenes y niños. Es importante considerar que estos espacios deberán ser auto-gestionados por la comunidad, así como, no sectorificar, sino fomentar la integración y el conocimiento mutuo entre los diferentes sectores.

Filosofía del equipamiento
La necesidad de diseñar espacios multifuncionales que potencien la socialidad intergeneracional de los/as vecinos/as tanto en equipamientos cerrados como en el espacio público. Proyectos que permitan la continuidad de espacios y un trabajo en red de servicios sociales integrados.

A continuación listado de espacios y usos posibles
9.
Espacio utilizables
Usos propuestos
Edificio siglo XX

Equipamiento: casal autogestionado por vecinos/as del barrio con la modalidad de gestión cívica (desde jóvenes hasta personas mayores)


-Edificio del Porro

archivo de La Barceloneta

-Antigua Escuela de adultos

Casal auto-gestionado, vivienda social accesible. Un aula de estudios abierta durante el horario extraescolar.

- Paseo Marítimo 1
Escuela Bressol /Ludoteca pública/ casal infantil

- Edificio de la Marina
Vivienda tutelada, o vivienda social accesible en régimen de alquiler 100%cuota de barrio.

- Edificio en Marques de la Cuadra
Pisos tutelados para parejas mayores (recuperar la califiación del PERI)

- Plaza Poeta Bosca
Espacio lúdico/ Hotel de entidades

- Joan de Borbó 11
vivienda social accesible en régimen de alquiler destinada principalmente a personas con problemas de movilidad.

10. Pistas de la Maquinista, rediseño (cubrirla) y modificar su proceso de gestión.

11. Dotar de aparcamientos para carritos de la compra y/o cochecitos de bebé a equipamientos como la biblioteca La Fraternitat, el futuro archivo del barrio, el siglo XX, el centro cívico...

12. Creación de un dispensario de recetas dentro del barrio (en la plaza de la Repla, por ejemplo)


D. Espacio público

13. Elementos emblemáticos en plazas. Fuente de la Repla y Fuente de Carmen Amaya.
Lavabos en la Plaza Hilari Salvadó para las personas que acuden al centro de atención

14. Mantener en todas las plazas públicas bancos “familiares”, poner en aquellas en las que faltan (St. Miquel). Evitar las sillas individuales.

15. Vías públicas. Mejorar la accesibilidad de todas las aceras, fomentar las calles como espacio de encuentro informal, como prolongación del hogar.

16. Chiringuitos: moratoria en la concesión de licencias a los chiringuitos, control municipal de estos junto con Parcs i Jardins

Transporte.

17.Instalación de una marquesina en la parada del bus de la calle Almirall Cervera.

18. Estudiar un plan de vialidad que contemple el impacto que el Hotel Vela y los centros comerciales y de ocio anexos va a suponer sobre el Paseo Joan de Borbó y hacerlo convocando a personas expertas para establecer un plan que contemple la conexión de la Barceloneta con el centro de la Ciudad. Dedicar uno de los carriles a una línea de tranvía que una el extremo del Rompeolas con la futura línea que unirá el final de Wellington con Colón.

19. Habilitar una rotonda en medio del paseo para facilitar el cambio de sentido.

20. Desplazamiento de la parada del Paseo Marítimo-Almirall Cervera más hacia el interior del barrio

21. Ampliación del recorrido de uno de los buses que va al paseo marítimo por el Paseo Joan de Borbó, para facilitar el desplazamiento de los/as vecinos/as con problemas de movilidad.

22. Plantear un autobús de districte que una los centros de atención sanitaria desde Raval Sud, Gòtic, Hospital del Mar i Vila Olímpica

23. Revisión y anulación del proyecto de creación de una pasarela de unión Barceloneta-puerto-maregmàgnum, creemos que esto no tiene ningún interés para los habitantes del barrio y que no se debe llevar a cabo hasta que no se hay fomentado un modelo de turismo sostenible por parte del consistorio.

24. Peatonalización.
La peatonalización de las calle puede incluirse en el plan de movilidad, sin embargo, ésta presenta elementos de posible incremento de los precios de las viviendas. Por lo tanto, la peatonalización debe darse sólo bajo las siguientes condiciones:
1.Si se da una revisión de la MPGM con medidas que protejan a
los/as vecinos/as
2.La recogida de basuras ha de ser solucionada y no desplazada a
otras calles
3.Creación de un parking público para aparcar coches, de manera
que no se pierdan plazas de aparcamiento para los/as vecinos/as
4.Pacto con los propietarios de los inmuebles de las calles a
peatonalizar de manera que se controle la posible subida de
precios, una de las medidas sería que los contratos que se
produzcan a partir de ese momento se hayan de dedicar a 100%
cuota de barrio o a personas con voluntad de permanencia en el
barrio.
5.No concesión en estas calles de ninguna licencia para comercios
que no sean de pequeño propietario y fomento de los oficios
tradicionales del barrio o comercio de barrio.
6.No concesión de ninguna licencia de bares o terrazas en dichas
calles.

25. Parque de la Catalana. Mejoras del parque.

Mejorar la iluminación de las zonas más frecuentadas por la noche, como el pipi-can y el trayecto desde/hasta el Hospital del Mar.
Crear una comisión mixta de Parcs i Jardins con entidades y personas usuarias del pipi-can para hacer un seguimiento del mantenimiento y limpieza de la zona.

26. Promoción de un concurso de ideas para resolver el triángulo del Parc de la Catalana que queda entre la casa modernista de gas, el instituto y el propio parque.

27. Cultura popular. Recuperar el uso social de la calle, fomentando actividades culturales de contacto vecinal que permitan el uso del espacio público de los diferentes colectivos del barrio.

28. Equidad de género en el uso del espacio público. Punt de dones de l’Ostia en defensa de la Barceloneta. Generar un espacio de reflexión y acción sobre: proyectos de transformación urbana en proceso, vulnerabilidad social y convivencia intercultural.


E). Ambiental

29. Control Sanitario y de olores de Maremagnum a cargo del Puerto de Barcelona (APB), pero no con dinero de la llei de barris.

30. Mejorar sistema de re-colección de basura. Contenedores pedal.

31. No usar agua del mar para el riego y la limpieza de BCNeta, principalmente cuando la gestión o cesión se dé por parte del Puerto de Barcelona

D. Espacio comercial

31. Modelo comercial. Con la ley de barrios no deben ser financiados ejes comerciales que benefician básicamente al comercio de “marca”, con una visión turística, ya que esto colocarían a la Barceloneta en un escenario de mayor especulación, sin que el vecino común tenga ningún beneficio, también se corre el peligro de especializar a La Barceloneta en el sector turístico.

33. Deben apoyarse iniciativas de economía social, fomentarse el respeto de la diversidad cultural en lo comercial.

34. Creación de una cooperativa de consumo con sede en el edificio modernista de la catalana de Gas. gestionada por los/as vecinos/as, con financiación inicial municipal y orientada a ofrecer productos alimentarios ecológicos a un precio más bajo que el del mercado actual, principalmente para las personas y familias con pocos recursos económicos.

F. Participación

Filosofía de la participación:
Entendemos que la participación tiene que darse, tal y como se explica más adelante, de “abajo” a “arriba”, fomentando la inclusión en los procesos participativos de las personas más desfavorecidas y habitualmente excluidos de la toma de decisiones.

35. Todo proceso de participación debe contar con una fase previa de información, en la que creemos imprescindible contar con un mapa geoestratégico y un sociograma del territorio sobre el que se han de tomar las decisiones.

Es decir, es necesario un mapa de las fuerzas sociales que actúan en el barrio, los núcleos de socialidad y los de acumulación de “poder” (social y/o económico); así como un conocimiento exhaustivo de los poderes fácticos y municipales que están actuando en el barrio más allá de su presencia en los procesos participativos (inversores, restauradores...) y de sus objetivos y expectativas en/para el barrio. Creemos que el Ayuntamiento no puede empezar ningún proceso sin haber hecho previamente esta tarea de manera profunda y exhaustiva.

Sin embargo, subrayamos lo siguiente:

36. Es importante que cualquier proyecto-proceso de participación en el barrio, respete y considere los espacios de acción social auto-organizados. No vemos que resulte productivo crear un “taller Barceloneta” mediado por el ayuntamiento. Todo proceso de participación debe considerar y respetar los ya existentes y los ritmos propios de los colectivos, grupos o entidades del barrio y la autonomía e independencia de las entidades y movimientos sociales.

37. El proceso de toma de decisiones sobre las transformaciones urbanas del barrio debe realizarse bajo un esquema de participación: de abajo (organizaciones vecinales) a arriba (administración pública que adopta las decisiones de reforma propuestas por los/as vecinos/as), de esta forma, se podrán orientar, formular propuestas auto-estructuradas y negociar los proyectos a detalle.

La participación debe surgir de las organizaciones existentes para evitar sustituir o duplicar el tejido asociativo ya consolidado, también debe abrir espacios sobre todo a mujeres inmigradas que residen en tanto que dé facilidades para la colaboración en las actividades del barrio, ya que están poco representadas en las organizaciones vecinales.

38. Se deberá contemplar una diversidad de canales de participación que incluyan tanto a las diversas representaciones sociales pero también canalicen la voz organizada y no organizada de las mujeres del barrio.

Los mecanismos formales que la Llei prevén como mecanismos de seguimiento de la misma la obligación de tener un cronograma establecido de antemano. Se deberá garantizar que la información se ha dado a todas las entidades representadas con suficiente antelación y que se llevan a cabo procesos deliberativos de los que quede constancia documental. En la comisión de seguimiento deberán estar representadas aquellas entidades y grupos con presencia viva y real en el barrio sin exclusiones, más que aquellas que se pudieran derivar del manifiesto incumplimiento del Código Ético de las Asociaciones de Barcelona.

39. Buscar la representación y reconocimiento de la diversidad cultural del barrio. Fomentar proyectos conjuntos lúdicos, apoyo social y de interacción intergeneracional.

40. Reconocimiento de las asociaciones, colectivos, redes y grupos de personas inmigradas residentes en el barrio. A este respecto, proponemos dos niveles diferentes de agregación:
que en las comunicaciones municipales, oficiales, se ofrezca una versión en urdu y otra en árabe. Y que las reuniones para discutir las intervenciones en el barrio cuenten con un servicio de traducción simultánea al urdu y al árabe (o en su defecto, al francés)
potenciar espacios de encuentro informales, de conocimiento mutuo y desde el respeto a la diversidad cultural.


41. Promover la memoria histórica del barrio: monumento a las víctimas del bombardeo, rebautizar la plaça del mercado como Plaça de l'Esmolet de La Barceloneta. Dar apoyo a las iniciativas que salgan vinculadas a la recuperación de la memoria histórica, promoviendo la diversidad de visiones y relatos.

42. Dotar a la AVV l'òstia y la Plataforma d'afectats en Defensa de La Barceloneta de un local en condiciones dentro del barrio. Facilitar también un local a Escacs Barceloneta, els diables y los cantaires.

G. Gestión

43. Discutir con todas las entidades, grupos, colectivos y vecinos/as del barrio interesados la quién gestionará cada proyecto que se realice dentro del marco de la Llei de barris

44. La propuesta de Ley de Barrios deberá contener una cláusula que explicite que desde la financiación de la Ley de Barrios no se va a financiar ni a promover actuaciones en el espacio propiedad del Port de Barcelona. Esto incluye la construcción de plataformas, espacios comerciales, de ocio o viviendas en el marco del espacio del Puerto.


45. Garantizar la transparencia en la concesión de fondos y de subvenciones para entidades o proyectos, exigir que las entidades adjudicatarias adquieran el compromiso de presentar resultados y de someter sus proyectos a una auditoria participada.



H. Seguridad

46. Dado que el índice de pobreza no es bajo en La Barceloneta, optamos por medidas seguritarias que promuevan el conocimiento entre los/as vecinos/as del barrio y medidas de mediación, más que la implantación de más presencia policial.
Para paliar las consecuencias que produce a menudo la escasez de recursos, apoyamos la iniciativa de crear equipos multidisciplinarios en los que primen los aspectos y tareas socio-educativas y pedagógicas. Potenciar y priorizar, por lo tanto, los enfoques con una orientación social y de desarrollo comunitario, de manera que se evite la exclusión de la pobreza. Que los agentes de la guardia urbana destinados al barrio se acojan a ciclos de formación con esta orientación.

I. Comisión de seguimiento.

47. Creemos necesario que en la comisión de seguimiento se encuentren todas las entidades de trabajo vecinal y social activas actualmente, como también que en los casos en los que se trate de temas específicos se pueda contar con personas de entidades o grupos que trabajan los diferentes ámbitos.
Para nosotros resulta imprescindible que la comisión de seguimiento pueda contar con técnicos independientes propuestos por las diferentes entidades, grupos o colectivos que formen parte de ella.

AAVV de l’Òstia i Plataforma en Defensa de la Barceloneta
( http://labarcelonetaambelaiguaalcoll.blogspot.com/, http://www.labarceloneta.org)

pdefensabarceloneta@yahoo.es, avlostia@hotmail.com



[1]Memòria 2005, Foment de Ciutat Vella S.A
[2]En este documento se entiende por vivienda social accesible, cuando los costes que supone acceder a una vivienda digna y mantenerla no impiden la satisfacción de otras necesidades básicas. Es decir que ninguna persona tenga que destinar más del 30% de sus ingresos a la satisfacción del derecho a la vivienda (en el caso de las personas que cobran menos que el sañario mínimo, el procentaje del sueldo a destinar a la vivienda bajaría a un 20%.)
Nos atenemos para ello a la Observación General nº4 de NNUU, y a las recomendaciones del Observatori DESC en su informe “Derecho a la vivienda y políticas habitacionales: informe de un desencuentro” Observatori DESC, 2008.
http://www.descweb.org/files/derecho%20a%20la%20vivienda%20y%20politicas%20habitacionales_0.pdf
http://www2.ohchr.org/english/bodies/hrcouncil/docs/7session/A-HRC-7-16-Add2_sp.doc

[3]Cuota de barrio: se entiende por cuota de barrio todas aquellas personas que estén empadronadas desde 2003 (cinco años) en La Barceloneta o puedan demostrar arraigo.