divendres, 4 de gener de 2008

¿QUÉ GRANDES PROYECTOS URBANÍSTICOS HAY QUE REALIZAR LOS PRÓXIMOS CUATRO AÑOS?


V.E.I
VÍCTIMA
ESPECULACIÓN
INMOBILIARIA

Tal como avisé en el artículo anterior, pasaré a analizar lo que para el ayuntamiento son las prioridades a nivel urbanístico para los próximos cuatro años. Estas actuaciones se enmarcan dentro del ¡pim, PAM, pum! -perdonad el chiste malo- del período 2008 - 2012. Para más información del Programa de Actuación Municipal (PAM), mirad la revista de información del ayuntamiento de BCN (octubre 2007, nº 109). Ahí van las claves para entender los "Meeting Point" de los próximos años:

1- Avanzar en la planificación de los nuevos barrios de La Marina de la Zona Franca y de La Verneda Industrial: al igual que en Pueblo Nuevo, lavado de cara de zonas en declive industrial. Barrido de patrimonio histórico y levantamiento de bloques. Dichos bloques de pisos se utilizarán para reubicar a los expropiados de los barrios tradicionales del centro de BCN. En esos lugares, en lugar de casas tendremos hoteles y oficinas.

2- Continuar con las actuaciones en el 22@ (te roba), el Frente Marítimo o Sant Andreu-Sagrera: la problemática del Pueblo Nuevo es vergonzosa y puede resumirse en el conflicto de "Can Ricart". Es humillante que uno de los barrios más obreros y con más luchas sociales de BCN haya degenerado en nicho de multinacionales (que no dan trabajo a la gente de las fábricas expropiadas) y hoteles. El problema de Sant Andreu está también relacionado con antiguas fábricas e instalaciones militares (aparte de incluirse por cercanía la problemática de las "Casas Baratas"). Lo de Sagrera está propiciado por las dichosas obras del AVE, donde han habido numerosas expropiaciones y los que se han quedado allí están con el miedo permanente de que ocurra otro "Carmelo 2". Y lo del Frente Marítimo indudablemente es la construcción del hotel vela, prolongación del Paseo Nacional y la mercantilización del Muelle. No hay que darle más vueltas.

3- Transformar los antiguos recintos industriales, militares y zonas en recuperación (para el capital, curiosa definición) como Can Batlló, Fabra i Coats, Casernes de Sant Andreu,...: transformarlos en hoteles y oficinas, evidentemente. También se aceptan centros comerciales, cómo no, con lo guapa que va a quedar la antigua plaza de toros de Las Arenas, ¿cómo no se va a poder evitar construir centros comerciales en antiguos recintos industriales? ¡Y además salvamos patrimonio histórico! Igualito que aquel concejal de urbanismo y promotor que están hablando delante de un bosque:

-Promotor: Y, para salvar el bosque de futuras degradaciones, ahí irán unos cuantos bloques de pisos.

-Concejal: ¡Ah! Un proyecto ecológico.

-Promotor: ¡Eso mismo!

4- Crear el "corredor verde" Ciutadella-Collserola: ellos lo llaman, unir el centro y la vertiente barcelonesa del monte. Yo lo llamo: ya no queda espacio donde construir en esta ciudad y vamos a utilizar lo poco que queda, aunque sea a costa del pulmón de la ciudad. Debido a estas operaciones, cuando en el futuro hablen de BCN ya no dirán que está rodeada de mar y montaña. Estará rodeada de mar y hormigón. Y lo de poder ver el mar es algo relativo. Atentos/as al hotel flotante del forum en el 2008 y a la ciudad flotante de la playa de la Malvarrosa (Valencia). A lo mejor hay pocas casas ahora en Collserola, pero basta ir "haciendo espacio" con la excusa del transporte para transformar una zona relativamente protegida en urbanizable.

5- Impulsar los Planes de Mejora Urbana y Planes Especiales de Reforma Interior pendientes: traduzco, damos el golpe final para eliminar los barrios tradicionales y expulsar del centro de BCN a las clases populares. Si no puedes comprar un piso a una inmobiliaria por tener un trabajo de mierda de 1000 $ brutos al mes, jódete. Qué nos importa que hayas vivido toda tu vida allí. Deja que los turistas, empresarios, inmobiliarias, bancas o diseñadores neo-pijos se queden con ese piso. Tú ya puedes comprarte otro piso super-mega-guay a 80 km del centro de BCN.

6- Desarrollar el Plan de Equipamientos de la ciudad: eliminamos todo rastro de la idiosincracia propia de cada barrio y lo sustituimos por unos servicios uniformes para toda la ciudad. Total, ya que con los PERI's nos cargamos todo rasgo diferenciador, tendremos que comenzar desde el principio a formar la ciudad. Curioso este planteamiento uniformador en una época en la que el ayuntamiento se banagloria de haber formado la "Barcelona de los barrios". Sustituir redes asociativas vecinales por servicios de ciudad, así sale dañado también el tejido social.

Por lo que véis, ganas no les falta a esta gente. Están dispuestos a dar lo máximo para asegurar nuestra felicidad. Y, antes de solucionar problemas globales, que cada uno/a mire a su propia casa-barrio. ¡Que hay leña para todos/as!