dilluns, 1 de desembre de 2008

Los extranjeros quieren casas con vistas al mar

No es ninguna novedad que los extranjeros llegan a España en busca de sol y playa. Llevan años irrumpiendo en toda la costa mediterránea e incluso han creado algunos guetos en algunas zonas de Levante y Murcia. A Barcelona también llegan para apoderarse de los alrededores de la playa, pero no sólo en verano sino de forma continuada.

Lo curioso es que, mientras los ciudadanos locales de alto poder adquisitivo se refugian en el norte de la ciudad, huyendo de las aglomeraciones, y no quieren saber nada ni de las orillas de la ciudad ni del centro, cada vez más extranjeros compran pisos en zonas próximas a la Barceloneta.

Llegir article

1 comentari:

tina ha dit...

bueno, ahora los guiris prefieren irse a comprar un piso a las playas de turquía, por ejemplo, o de los países del este. al estar sin explotar, están más limpias y bonitas.

a ver si eso nos espabila. aunque el mal ya está hecho y es irreversible

con las costas tan preciosas que hemos tenido...